Obamacare

Quedan menos de dos semanas para que las personas se inscriban en un plan de seguro bajo la nueva Ley de Cuidado de Salud Asequible y para muchos es una carrera contra el tiempo.

Quienes se inscriben en un seguro a través del Obamacare (como se le conoce a la ley) hasta la fecha límite — el lunes, 31 de marzo — podrán recibir ayuda monetaria para pagar el seguro e incluso hasta tenerlo sin pagar gracias a la ayuda del Gobierno federal.

Los expertos invitan a las personas a inscribirse cuanto antes para evitar complicaciones y gastos adicionales, ya que, quienes no se inscriban tendrán que pagar una multa.

“Ya no tenemos citas disponibles, estamos completos hasta el 31 de marzo, pero si nos llaman podemos orientar y referir a la gente a otros lugares de ayuda”, dice Felipe Pinzón, vice presidente de programas en Hispanic Unity.

La organización con sede en Hollywood está ofreciendo la ayuda de “navegadores” o personas especializadas para ayudar en las inscripciones a través de una subvención recibida por el Broward Regional Health Planning Council.

Ayuda gratuita

Las personas pueden inscribirse a través de la página web del Obamacare (cuidadodesalud.gov) o con la ayuda de un “navegador”.

Cuando comenzaron las inscripciones en octubre, hubo caos general por las fallas en la página web que impedía el ingreso de los millones de interesados en participar. A fines de diciembre, sólo 158,000 floridanos, del total de 3.8 millones de personas sin seguro, se habían inscrito en un plan.

“Pero ahora la página web está funcionando maravillosamente bien”, advierte Pinzón. “Y lo mismo ocurre con el servicio de ayuda por teléfono, cualquiera de las dos opciones son buenas”.

En Florida hasta comienzo de mes se había inscrito un total de 442,000 en un seguro, según Enroll America, un grupo cercano al gobierno de Obama que está tratando de fomentar que las personas se inscriban en el plan de salud. A nivel nacional el total de inscritos ha superado los 5 millones, según cifras dadas a conocer por el Gobierno esta semana.

Si las personas creen que no pueden inscribirse hay cientos de lugares en todo el sur de Florida que ofrecen ayuda gratuita. Y esto incluye a navegadores que hablan español.

Ubicar uno es fácil. Simplemente hay que ir a la página web y presionar la opción “Encuentre ayuda local” (ubicada al centro de la página) e ingresar el código postal más cercano a su vivienda o trabajo.

Algunos expertos temen que quienes no se inscriban van a tener que esperar hasta mediados de noviembre para poder optar por un seguro para el 2015.

“Pero nada ha sido publicado oficialmente por el gobierno federal, porque creo que ellos quieren que la gente se inscriba”.

Según Pinzón la inscripción es fácil, y “tarda de 45 a 60 minutos”.

Ya sea que apliquen al seguro online o en persona, se debe tener la información del ingreso actual de todos los miembros de la casa, los números de los seguros sociales y si son inmigrantes, la tarjeta de residencia legal o el número de ciudadanía para los naturalizados, dicen Pinzón.

Cero por seguro

Las personas con ingreso menor de 400 por ciento del nivel de pobreza ($43,320 para una persona y $88,200 para una familia de cuatro) reciben ayuda para pagar por sus seguros, según la ley.

En cuanto a la ayuda para pagar el seguro, el Gobierno ofrece un crédito a quienes lo soliciten y cumplan con los requisitos. El crédito es un subsidio para familias con ingresos anuales por debajo de $94,200 e individuos con ingresos por debajo de $45,960.

Califican las personas que no pueden obtener una cobertura pública— Medicaid, programa de seguro de menores o cobertura militar— y quienes no tienen seguro a través del empleador. (El Sentinel)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*