Cargamento de CocainaMiembros de la tripulación del escampavías Northland del Servicio Guardacostas de Estados Unidos descargaron el lunes en Miami Beach un cargamento de 1,250 libras de cocaína incautado el mes pasado durante la intercepción de una lancha rápida frente a las costas de Costa Rica en el Océano Pacífico.

El teniente comandante. Gabe Somma, portavoz de la Guardia Costera en Miami, dijo que seis sospechosos fueron arrestados durante el incidente el 29 de mayo, a unas 305 millas al suroeste de la Isla del Coco, un parque nacional costarricense.

“Esto formó parte de una intercepción que ocurrió el 29 de mayo por parte de uno de nuestros escampavías asignado a tareas de seguridad nacional que fue alertado por un avión del servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP)”, dijo Somma mientras los tripulantes descargaban la cocaína en un muelle de la base del Guardacostas en Miami Beach. “Había seis presuntos narcotraficantes que fueron detenidos. Estos fueron enviados y detenidos en la base naval de Guantánamo, en Cuba, y serán entregados a las autoridades federales”.

El evento del lunes constituyó el primer despliegue público de una importante incautación de cocaína por parte de la Guardia Costera bajo su nuevo comandante del Séptimo Distrito en Miami, el contraalmirante John H. “Jake” Korn, quien se hizo cargo el de 26 de junio pasado en una ceremonia con honores militares en la base del Guardacostas en el aeropuerto ejecutivo de Opa-locka.

Korn, en una entrevista con El Nuevo Herald poco después de la ceremonia, se comprometió a continuar con las políticas prioritarias del Séptimo Distrito que incluyen la intercepción de inmigrantes indocumentados en alta mar así como las drogas.

“Tengo la intención de continuar con la ejecución [de las mismas estrategias] así como lo hemos hecho hasta ahora”, dijo Korn. “Me reservo el derecho de hacer algunos ajustes sobre la marcha, cuando sepa más del asunto, pero por lo que puedo ver las condiciones y procedimientos establecidos son excelentes”.

Somma dijo que durante el año fiscal del 2012, la Guardia Costera incautó unas 236,000 libras de cocaína con un valor de $3,500 millones de dólares y 124,000 libras de marihuana con valor de $112 millones. Al mismo tiempo, agregó Somma, los escampavías del Guardacostas detuvieron a unos de 70 botes sospechosos de contrabando de drogas durante el mismo período de tiempo.

Por lo general, el Guardacostas de Miami realiza incautaciones de drogas en el Caribe o el Océano Atlántico, como parte de la operación multinacional conocida como Martillo. Pero Somma dijo el lunes que la cocaína descargada en Miami Beach había sido capturada en el Pacífico frente a Centroamérica.

“Lo que es interesante aquí es que esto era técnicamente una operación del Distrito 11 de la Guardia Costera con base en Alameda, California, realizada por el escampavías de seguridad nacional Bertholf, en la que también participaron un avión y pequeñas embarcaciones”, dijo Somma. “Luego la cocaína fue trasladada a un escampavías para ser traída a Miami”.

Somma dijo que no sabía si el escampavías que transportó la cocaína a Miami Beach cruzó por el Canal de Panamá del Pacífico al Atlántico.

Marilyn Fajardo, portavoz de la Guardia Costera, dijo que el Bertholf fue alertado por CBP sobre la presencia en la zona de una lancha rápida y fue entonces que la tripulación del Bertholf puso en marcha la operación de intercepción.

La cocaína incautada tiene un valor de $19 millones en ventas al mayoreo, dijo Fajardo. (El Nuevo Herald)

 

 

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*