La primera declaración de intenciones de Henrique Capriles – elegido para enfrentarse a Hugo Chávez en las elecciones por la presidencia de Venezuela el próximo 7 de octubre- es que no quería confrontación, que no iba a entrar en las provocaciones. Pero a pesar de su tono conciliador, tampoco va a poner la otra mejilla. “Si me invitan a montarme en el ring, me monto”, declaró. Y Chávez ya le ha lanzado la invitación. No una, sino varias. La última, ante los micrófonos: “Es un cochino y mediocre que no tiene ninguna posibilidad de vencer. Voy a pulverizar a este candidato del imperio”, ha manifestado.

Ello ha generado que la prensa española califique a la campaña electoral venezolana de cochina.

En un acto, en el que estaba presente el actor estadounidense Sean Penn, el presidente Chávez arremetió conta Capriles, un abogado de 39 años, acusándole de ser el representante del “poder de la burguesía y de la olirgaquía”. “Esto es una lucha de poder. Yo tengo el poder popular, el de ustedes. Conmigo es el pueblo el que manda. Él representa el poder burgués y está arrodillado ante los intereses de los poderosos”, se explayó el mandatario venezolano.Chavez VS Capriles

Pero no quedó la cosa en el terreno ideológico. El gobernante, de 57 años, que hace unos días se calificó a sí mismo como un “estadista que no tira piedras”, no ha tardado en pasarse a las descalificaciones personales. Aseguró que su rival miente al calificarse como progresista ya que representa a la más “rancia oligarquía venezolana”. “Tienes rabo de cochino, orejas de cochino, roncas como un cochino, eres cochino majunche, eres un cochino, no te disfraces“, añadió.

Es el último envite de Chávez después de una semana de ataques constantes a los que, por el momento, Capriles no ha entrado. Y eso que se han cuestionado desde la legitimidad de los comicios en los que salió elegido -diciendo que se inflaron las cifras de participación- hasta su sexualidad -han afirmado que le pillaron manteniendo sexo con otro hombre en el año 2000- . Tampoco se han librado de la crítica sus antepasados judíos.

De momento, Henrique Capriles se mantiene firme. Sólo ha entrado en el juego para negar el episodio sexual. Poco más. “No he sido elegido para luchar contra nadie sino para solucionar los problemas del país. Mi objetivo es darle un K.O. a la corrupción, a la violencia, a la falta de empleo, a los hospitales que no funcionan, a la infraestructura escolar que se está cayendo”, ha reiterado siempre que ha tenido ocasón.

Según los analistas políticos, se trata de la primera vez en 13 años que la oposición tiene una posibilidad de vencer a Chávez en las elecciones, gracias a la unidad que han demostrado todos los rivales del actual mandatario. Pero el tirón de Chávez entre las clases más bajas sigue siendo muy influyente. Las últimas encuestas publicadas por la prensa local le dan una victoria en las elecciones de octubre con el 60% de los votos. (ElMundo.es)

One Comment

  1. Pingback: Chávez reconoce altas probabilidades de tumor maligno y anuncia nueva operación | surflorida.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*