Praga es una ciudad que lleva años enamorando a sus visitantes. Conocer sus calles, sus monumentos, museos, restaurantes y sus historias es algo que no se puede perder en la vida.

En la Plaza de la Ciudad Vieja, en el centro, se puede apreciar el Reloj Astronómico que marca la hora con un espectáculo de muñecos vivientes. Exactamente al lado encontramos la torre del ayuntamiento donde se puede subir y tener una vista maravillosa dela ciudad. En esta plaza se encuentran también las iglesias de San Nicolás y Nuestra señora de Thym. A los alrededores podrá disfrutar de los variados cafés y restaurantes para comer un bocadillo o probar la cerveza checa.Praga      Después de visitar esta zona se puede seguir por la calle Parinska, que es la calle de las boutiques de moda, hasta llegar a la Sinagoga Vieja Nueva, la sinagoga más antigua de Europa que aún sigue en funcionamiento; detrás de ella se encuentra el solemne Cementerio Judío.

Luego se puede llegar caminando a la Casa Municipal para admirar su arquitectura o disfrutar de alguna exposición. Al llegar a la zona comercial, se topará con la Plaza de Wenceslao, que es un lugar emblemático de la “Primavera de Praga” 1968.

Si lo que desea es un recorrido en el Segway, existen varias empresas que ofrecen la renta para recorrer las calles de Praga. Una vez arriba de él, se cruza el Puente de Carlos y se debe admirar las estatuas y vistas que custodian este emblemático puente. El camino continúa hasta la Iglesia de San Nicolás, la segunda en Praga, y allí podrá admirar su arquitectura y retablos.

Más adelante de la iglesia está el antiguo Monasterio de Strahov, el cual custodia más de 200,000 textos antiguos y ofrece espacios únicos para admirar. El recorrido continúa hasta llegar al Castillo, pero antes de entrar no olvide comer algo en las afueras del castillo donde encontrarás buenos restaurantes de comida checa.

El complejo palaciego medieval más grande del mundo es el Castillo de Praga, el cual alberga a la imponente Catedral de San Vito, el callejón de oro, la puerta de los leones y muchos otros puntos de interés.

Lo que no debe obviar antes de irse de Praga es pasar por “Lahudky” y pedir un “oblozeny chlebicek”, una rebanada de pan con varios ingredientes encima como ensaladilla rusa, jamón y huevo o huevo con salsa rosa o pasta de sardinas o mantequilla, salami, huevo y pepinillo. Hay muchas variedades. Y varios lugares en el centro de Praga. Igual pueden probar el chorizo asado con mostaza, raíz fuerte y pan que se puede comprar en Plaza de Wenceslao. (Travel Update)

 

One Comment

  1. Pingback: Becas del Gobierno Checo para los estudiantes de Colombia para el año 2014 | Asocheca

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*