Cuando Florida alcanzó números impresionantes de inscripciones en los planes de seguro ofrecidos bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible en el 2014, algunos analistas se sorprendieron.

En 2015, el Estado del Sol lo hizo de nuevo, superando las proyecciones de inscripción y superando a estados mucho más grandes y populosos como California e incluso Texas, un estado con menos asegurados y con una oposición republicana similar.

Los expertos apuntan a una variedad de factores que, combinados, elevan los números del estado. Especialistas de inscripción que hablan diversas lenguas ayudaron a cruzar el cultural y de lenguaje para inscribir a grupos específicos, como la gran cantidad de hispanos sin seguro. Los pequeños negocios saltaron al campo de Obamacare vendiendo pólizas junto con alimentos y servicios de pago de facturas. Y la economía de la Florida, basada principalmente en el turismo y las pequeñas empresas, ayudó al proceso de inscripción porque muchas operaciones pequeñas no ofrecen seguro a los empleados.

El artículo completo en el Miami Herald

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*