Ozzie Guillén, el extravertido nuevo piloto de los Marlins de Miami conocido por hablar “sin pelos en la lengua”, lanzó un claro y sonoro mensaje a sus peloteros el lunes: “prepárense”.

“No soy fácil como manager de pelota. Lo digo claro y raspado”, advirtió Guillén durante un almuerzo con los medios locales en Coconut Grove. “Les dijo a los peloteros que se preparen para jugar conmigo. Me rio y hago bromas, pero este un trabajo. Nos están pagando para ganar juegos”.

En una jornada soleada y de brisas agradables, que incluyó una mañana de pesca con la participación de varios jugadores, el manager venezolano insistió una y otra vez en “cambiar la mentalidad y actitud” de un club que antes solía “jugar por jugar” sin el compromiso de ganar.

“Vamos a jugar duro. Los jugadores que no quieren jugar que me lo digan. Prefiero tener a un pelotero malo que quiera jugar, a tres buenos sin ganas. Hay que cambiar la actitud y eso es lo que vamos a hacer”, señaló,

Los Marlins, que ya cambiaron de nombre, logo, dirigente y estadio, también modificaron su nómina con la adición del campo corto dominicano José Reyes, del cerrador Heath Bell y del abridor zurdo Mark Buerhle.

El roster de los peces de cara a la temporada de 2012 superará los $96 millones, luego de figurar en apenas $58 millones en 2011.

“Los Marlins hicieron un gran trabajo trayendo un equipo para competir al Sur de Florida. Para mí es un honor tener la batuta para dirigir a ese equipo”, dijo el colorido Guillén. “El talento que tenemos en el terreno es bastante bueno y balanceado. Y esperamos que ese talento haga lo que se tiene que hacer”.

Cuando se le preguntó qué esperaba específicamente de la próxima campaña, el piloto respondió como sólo él sabe hacerlo. Con chispa y honestidad.

“Si la gente me quieren en septiembre de la misma forma como me quieren ahorita es porque estamos en el primer lugar”, indicó. “Todo será alegría si los peloteros juegan bien. “A los managers malos le dan peloteros buenos y eso es lo que han hecho conmigo por muchos años”.

Los Marlins abrirán su campo de entrenamientos primaverales en Jupiter la próxima semana.

Los lanzadores y receptores se reportarán el 22 de febrero, y el resto del equipo a partir del 26.

El equipo de Miami disputará su primer juego de primavera el 5 de marzo ante los Cardenales de San Luis en Jupiter; y arranca su temporada regular ante los propios Cardenales el4 de abril en el nuevo recinto de la Pequeña Habana. (Aurelio Moreno/El Sentinel)

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*