Barnabas Collins

Aquel ser   calvo de dedos largos, ojos desquiciados y gabardina que presentó la primera película sobre vampiros, “Nosferatu” (1922), se aleja mucho de los apuestos y seductores  que presenta Hollywood hoy.

Con el tiempo, la figura del vampiro se ha ido alejando de la imagen tenebrosa para convertirse en un seductor de primera categoría.

“El personaje surge de la literatura del libro de Bram Stoker, ‘Dracula’ de 1897. Cuando iba a hacer su versión para cine, el alemán  Murnau  (Friedrich Wilhelm) no tenía los derechos, así que le puso Nosferatu. Era una figura tenebrosa al igual que el que hizo el director Werner Herzog, en 1979. El vampiro europeo siempre dio más miedo. Hollywood lo dosifica para el consumo de las masas. El vampiro más famoso es Bela Lugosi. Él se apropió del personaje y le dio un sello muy distintivo”, afirmó José Artemio Torres, director del Festival Internacional de Cine de San Juan, Puerto Rico.

El experto del séptimo arte destaca que desde sus inicios el cine de horror tuvo como figuras principales al vampiro, el hombre lobo y a Frankenstein.

De todos, el vampiro resulta ser más rico para desarrollarse como personaje por sus características.

“El vampiro ataca siempre de noche. La noche es tenebrosa y él vive de noche. Ellos entran por la ventana y la víctima está totalmente dormida e indefensa. No es como con el hombre lobo o Frankenstein, que se les puede hacer frente”, aseguró Torres.

La seducción es una de las características principales de estos personajes, y actores como Tom Cruise y Brad Pitt en “Interview with the Vampire”,  Robert Pattison en la saga de “Twilight” y Stephen Moyer en la serie de HBO “True Blood”, se han encargado de representar ese aspecto a la perfección.

Otro vampiro que conquistó a la audiencia femenina fue Barnabas Collins en “Dark Shadows”, encarnado por Johnny Depp.

Asimismo, el protagonista de la exitosa saga “Twilight”, Robert Pattinson, causó sensación entre las féminas. Atrajo a Bella Swan al lado oscuro y las seguidoras de su vampírica historia de amor se han convertido en legión.

En la lista está el apuesto actor irlandés, Colin Farrell, quien  protagoniza la nueva versión de “Fright Night”, en la que un adolescente sospecha que su nuevo vecino es un vampiro.

“Los vampiros chupan sangre, roban la vida de una forma fluida. No son como el hombre lobo que tiene una forma más burda y  quita la vida a pedazos o Frankenstein, que actúa de forma ruda porque no tiene cerebro. El vampiro es la maldad humana más encarnada. Su ataque se manifiesta con un contacto físico, se acerca al cuello que es una de las partes más eróticas de la mujer, que en su mayoría son sus víctimas”, sostuvo Torres.

 Las actrices

Una de las primeras actrices que representó a una vampiresa en el cine fue la francesa Catherine Deneuve, así como Susan Sarandon, en “The Hunger” de 1983.

“Al principio se trabajó como un elemento ligado a los hombres. Igual, antes  no había representación de mujeres malas excepto aquellas de cine blanco y negro, en los 40 y 50. Estaba más ligado a mujeres seductoras. En la medida en que el feminismo adelantó la posición de la mujer, también han cambiado los roles. Si pensamos en las películas de vaqueros también siempre eran hombres, hasta  recientemente Sharon Stone hizo un papel de vaquera en ‘The Quick and the Dead’ en 1995”, indicó la directora Sonia Fritz.

Tanto Torres como Fritz destacaron que  se han seguido haciendo variaciones de los vampiros en el cine, para apelar a nuevas generaciones. Por ejemplo en “Twilight”, se han mezclado vampiros y hombres lobo, como también lo hace  “True Blood”, que integra otras criaturas.

Otra variación fue la que se hizo con Wesley Snipes, que al igual que Eddie Murphy, son de los pocos actores afroamericanos que han hecho de vampiros.

“Con Snipes, Hollywood aprovechó el ‘film persona’ de él, que siempre hace de fuerte, matón, rudo. Quizá es muy difícil divorciarlo de eso, porque ya la gente lo conoce y paga la taquilla por sus películas de acción”, afirmó Fritz. (Endi)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*