PalestinosEl gobierno de Estados Unidos advirtió que, de no constatar buena predisposición y avances en el marco de las negociaciones entre israelíes y palestinos por la paz en Cercano Oriente, podría revaluar su papel como promotor de las negociaciones.

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, “observó que el tiempo y los recursos que Estados Unidos puede dedicar a un esfuerzo como este son limitados”, según palabras del portavoz de la Casa Blanca Josh Earnest, divulgó DPA.

Según Earnest, Estados Unidos no puede invertir ilimitadamente esfuerzos en Cercano Oriente porque el país tiene toda una serie de importantes desafíos en su agenda.

El portavoz destacó además que los líderes palestinos e israelíes deberían “pensar sobre su compromiso en relación con la toma de algunas decisiones difíciles y de acciones muy difíciles a efectuar”.

En horas previas, el diario The New York Times citaba en su página web declaraciones del propio Kerry desde Rabat en ese mismo sentido.

Pese a las intensas gestiones -y viajes- de Kerry, quien relanzó las conversaciones con vistas a una negociación de paz en Cercano Oriente, los esfuerzos están estancados en momentos en que se acaba el plazo de nueve meses fijado por el propio jefe de la diplomacia estadounidense como fecha para producir algún resultado.

Este jueves, la jefa negociadora israelí, Zipi Livni, comunicó que su país canceló la prevista liberación de 26 prisioneros palestinos, la cuarta dentro de lo pactado. Livni señaló que la liberación sólo podía tener lugar si la parte palestina se abstenía de dar pasos unilaterales.

Previamente los palestinos habían solicitado su adhesión a unos 15 acuerdos y convenciones internacionales porque los israelíes no habían cumplido con el plazo prometido para la liberación de los últimos 26 palestinos.

La medida adoptada por el gobierno de Mahmoud Abbas fue interpretada por Israel como un intento palestino por adquirir categoría de Estado, y de perseguir dicho objetivo por fuera de las negociaciones de paz.

La parte palestina confirmó que mantiene su compromiso en las negociaciones que cuentan con la mediación de Estados Unidos hasta que se cumpla el plazo estipulado, a fines de este mes.

La Casa Blanca dijo estar decepcionada por las medidas tomadas por ambas partes y se refirió también en términos críticos a la aprobación israelí de nuevos asentamientos en territorios de Cisjordania.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*