Isolina Marono y su hijoLa madre del alcalde de Sweetwater ganó en las elecciones del martes el puesto de comisionada para el que fuera designada de manera interina en enero del 2012.

Isolina Maroño derrotó a la activista comunitaria nicaragüense Deborah Centeno con el 72 por ciento del voto.

“Me siento muy contenta y muy orgullosa de representar a mi familia de Sweetwater”, dijo Maroño, quien ganó tanto el voto ausente como el voto en las urnas. “El pueblo me reafirmó que me quiere como su comisionada y por eso me siento más comprometida a seguir trabajando”.

Por su parte, Centeno dijo que no abandonará su activismo comunitario.

“La votación deja claro que el pueblo está dividido, independientemente de la maquinaria política que ha existido por veinte y pico de años”, dijo Centeno, de 54 años. “Seguiré luchando porque hice un compromiso con un amplio sector de la comunidad para traer transparencia a esta ciudad.”

Maroño, de 64 años, inicialmente entró a la Comisión por designación de los otros seis concejales, tras la muerte del comisionado Abel J. Abelairas.

Apenas el 17 por ciento del total de 8,625 residentes registrados para votar en Sweetwater participaron en los comicios, de acuerdo con los resultados preliminares del Departamento Electoral del Condado Miami-Dade. De estos, más del 70 por ciento votaron a través de boletas ausentes.

Maroño recibió el 77 por ciento del voto ausente y el 60 por ciento del voto emitido en las urnas el martes.

Al igual que la mayoría de votantes de Sweetwater, Maroño contó que ella también prefiere votar por correo.

“Esta boleta fue sencilla pero en otras elecciones hay muchas enmiendas que son complicadas”, dijo Maroño. “Yo prefiero leer todo bien y tomar una decisión educada. No me gusta dejar de votar porque la boleta es larga, o votar por quien me indique otro”.

Sin embargo, Maroño, quien ha tenido que aclarar rumores de que ella es una boletera, ha dicho que a veces aconseja a los votantes de Sweetwater sobre cuáles son los mejores candidatos.

“Yo no soy ninguna boletera. Nunca me han agarrado con boletas de nadie ni voy a la casa de nadie a votar por ellos”, recalcó Maroño, quien ha vivido en Sweetwater por más de 40 años y hace trabajo voluntario con los ancianos. “Mucha gente me llama y me pregunta por quién votar y yo los aconsejo”.

Centeno, quien llegó al sur de Florida con su familia en los años 1980, votó en las urnas el martes porque prefiere emitir su voto personalmente.

“Yo creo que las boletas ausentes son un privilegio que debe ser bien utilizado”, declaró Centeno. “Además, yo soy muy patriota y me encanta el acto cívico de presentarme a votar”.

La campaña para la elección a la comisión en esta ciudad del suroeste de Miami se tornó controversial ya que a muchos les perece un conflicto de interés el hecho de que la madre del alcalde sea comisionada.

El abogado de Sweetwater, Ralph Ventura, explicó recientemente a El Nuevo Herald que el alcalde Manny Maroño no tuvo participación directa en la selección de Isolina a comisionada interina. Fue el vicealcalde quien ratificó la decisión de los otros seis comisionados de nombrarla en el puesto.

Centeno ha insistido en que el asunto es un problema ético.

“¿Como puede ser que la madre del alcalde sea comisionada? Esas cosas no deberían pasar”, comentó Centeno. “Aunque sea legal, es una cuestión de transparencia y ética. No creo que la mayoría de la gente haya estado de acuerdo con eso”.

Tras su victoria el martes, Isolina Maroño dijo que ya es hora que se reconozca que es el público – y no su hijo – que la quiere en la Comisión.

“Ya no soy más la madre del alcalde”, dijo. “Ahora soy la comisionada”.

A lo cual el alcalde, Manny Maroño, respondió: “Bueno, y yo ahora soy el hijo de la comisionada”. (El Nuevo Herald)

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*