El presidente Hugo Chávez llegó a la sede principal del Consejo Nacional Electoral (CNE) tras encabezar una caravana que partió desde el Palacio de Miraflores hacia el organismo comicial, para postular su candidatura a la elección del 7 de octubre. Ataviado con una chaqueta tricolor y acompañado por su familia, Chávez se abrió paso en medio de una marea roja que acudió a apoyarlo.

El Primer Mandatario y ya candidato a la reelección fue recibido entre saludos y sonrisas por la presidenta del ente, Tibisay Lucena, junto a los rectores Vicente Díaz y Sandra Oblitas.

“Cumplo con el deber como manda la Ley, de entregar a usted a nombre del partido Socialista Unido de Venezuela y de todos los partidos de la coalición patriótica (…) y del mío propio como candidato a la Presidencia de la República, este documento que tiene para mí la mayor importancia”, dijo Chávez a Lucena mientras le entregó la carpeta contentiva de los documentos para la postulación.

“Cumplo con el deber de inscripción de la candidatura de la patria, de la mayoría”

“Cumplo con el deber de inscripción de la candidatura de la patria, de la mayoría”, reiteró.

En ese sentido, el jefe de Estado se comprometió a reconocer los resultados de los comicios del próximo 7 de octubre, al tiempo que alabó la labor que ha desempeñado el CNE a lo largo de los diferentes procesos electorales que han tenido lugar en el país.

“Nunca antes en toda la historia política venezolana tuvo nuestro país un árbitro electoral del tamaño, de la transparencia y de la calidad y el compromiso que hoy tiene el poder electoral (…). Me comprometo a reconocer ante Venezuela y el mundo el resultado de las elecciones presidenciales del 7 de octubre, que tendrán que ser procesadas y anunciadas por ustedes“, aseveró.

“Me comprometo a reconocer ante Venezuela y el mundo el resultado de las elecciones presidenciales del 7 de octubre, que tendrán que ser procesadas y anunciadas por ustedes”

El Jefe de Estado presentará también su programa de gobierno para el período 2013-2019, denominado como el Segundo plan socialista de la nación, uno de los 14 requisitos que el mandatario debe consignar en la institución electoral para hacer efectiva su inscripción.

La postulación del líder socialista volverá a poner su salud en el centro de la escena de la lucha por la presidencia del país, y todas las miradas estarán pendientes de su aspecto y de la vitalidad que logre transmitir.

El gobernante, afectado de un cáncer desde junio de 2011 -sobre el cual nunca se ha informado su tipo ni gravedad-, recorrió a pie los últimos metros de su recorrido hacia el CNE de la mano de su hija y se asomó al balcón del ente para saludar a las masas enfervorizadas.

Los simpatizantes del militar retirado de 57 años abarrotaron el centro de Caracas para acompañarlo en uno de sus primeros actos públicos tras dos meses de radioterapia en Cuba.

Una multitud lo acompañó

Foto: Prensa Miraflores

El presidente Chávez salió de Miraflores sobre un camión. Vestía una chaqueta deportiva con los colores de la bandera nacional, su habitual boina roja y saludaba eufóricamente a la gente.

“Chávez es lo máximo que hemos tenido en el país y en el mundo entero, es solidario y humano. La gente de clase media ha sido muy beneficiada por el presidente”, sostuvo Aracelis Aguilera, secretaria de 55 años.

Apenas 24 horas antes, su rival, el candidato único de la oposición Henrique Capriles, hizo lo propio en medio de una multitudinaria convocatoria que llenó las calles de Caracas y en la que caminó varios kilómetros rodeado de cientos de miles de personas.

El calor de la campaña

Ambas manifestaciones sirven como un primer termómetro electoral en medio de una guerra de encuestas, que en su mayoría le otorga una amplia ventaja al mandatario.

“Están en campaña y todo, pero esto es un abuso. El país está cayéndose a pedazos, y gastan un dineral en esto”, dijo furioso Lionel Issa, moto taxista de 49 años frente a los centenares de buses que transportaron a simpatizantes de Chávez desde las afueras de Caracas.

Representantes de la oposición sostenían que el Gobierno había dado el día libre a los funcionarios públicos y que algunos habían sido obligados a asistir al acto.

El oficialismo convocó hace varios días a sus simpatizantes acompañar a Chávez en Caracas y solicitó a las personas que no puedan llegar a la capital que se concentren en las plazas Bolívar de sus ciudades en señal de respaldo a la candidatura.

Salud en la balanza

Chávez, que hizo el grueso de su tratamiento protegido en el hermetismo que le ofrece Cuba, ha logrado mantenerse al tope de las preferencias electorales de los venezolanos, pero el efecto que tendrá la enfermedad sobre la votación aún es incierto.

El tema de su salud se maneja como un secreto de Estado en el país que tiene las mayores reservas de crudo del mundo, y la única información oficial es que se sometió a tres operaciones y que le removieron dos tumores malignos en el área pélvica desde junio pasado.

Foto: David Fernández / EFE

El sábado, el propio Chávez dijo que salió “absolutamente bien” de una serie de estudios médicos a los que se sometió en Venezuela en los últimos días, tras culminar dos meses de radioterapia en Cuba.

“Se verá a un presidente fuerte (…) ha descansado, se ha preparado para esto. Se está recuperando, se lo verá en campaña”, dijo a Reuters un alto funcionario, buscando despejar la inquietud por la ausencia de Chávez en la antesala de la campaña, que comenzará el 1 de julio, donde el oficialismo usó una gama de recursos para suplir esa falta.

Según analistas, los comicios del 7 de octubre proyectan ser los más disputados en años entre el modelo socialista de Chávez y el más heterogéneo que enarbola Capriles, identificado con el capitalismo de sesgo social que está en boga en Brasil.

El CNE informó que se podrá “sustituir” candidatos “hasta 10 días antes de la elección presidencial y, en caso de no existir el tiempo para cambiar las boletas, los votos irán al candidato sustituto”.

La oposición sostiene que no hay nada escrito en piedra y considera tener una opción real de derrotar a Chávez en las urnas y ha mantenido a su candidato recorriendo el país buscando votos casa por casa.

El domingo, al inscribir su candidatura, Capriles anticipó su visión de lo que está en juego en una sociedad altamente polarizada al afirmar que los venezolanos deben decidir “no entre dos hombres, sino entre dos opciones de vida”.

(Con información de Reuters y AFP)

Foto: Carlos Garcia Rawlins / Reuters

Foto: Efraín González / Prensa Miraflores

Foto: AM NOTICIAS360

Foto: AM NOTICIAS360

Foto: AM NOTICIAS360

Foto: AM NOTICIAS360

Foto: David Fernández / EFE

Foto: David Fernández / EFE

Foto: David Fernández / EFE

Foto: AP Photo

Foto: Henry Tesara / AVN

Foto: Verónica Canino / AVN

Foto: Edwin Montilva / Reuters

Foto: AVN

Foto: News Flash JC

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*