Estados Unidos califica como “narcotraficantes especialmente designados” a cuatro altos funcionarios venezolanos por su presunta relación con la guerrilla de las FARC venezolanas, informó la Oficina de Control de Bienes de Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro.

Se trata del general del Ejército Cliver Antonio Alcalá por “haber usado su posición para establecer una ruta de armas por drogas con las FARC”, así como el congresista y ex alcalde del municipio Libertador de Caracas Freddy Alirio Bernal Rosales, por “haber facilitado venta de armas entre el gobierno de Venezuela y las FARC”.

También fue designado Amílcar Jesús Figueroa, miembro de la delegación venezolana en el Parlamento Latinoamericano (Parlatino) y al que la OFAC acusa de haber servido como “traficante de armas” para las FARC y de ejercer como “principal conducto” para los “líders de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) basados en Venezuela”.

El cuarto designado por la OFAC es el alto funcionario de la inteligencia venezolana (SEBIN) Ramón Isidro Madriz Moreno, quien según la OFAC “ha coordinado la seguridad para las FARC”.

“La acción de hoy expone a cuatro funcionarios del gobierno venezolano como facilitadores clave de armas, seguridad, entrenamiento y otro tipo de ayuda en apoyo a las operaciones de las FARC en Venezuela”, dijo el director de la OFAC, Adam Szubin, al anunciar la decisión.

“La OFAC continuará atacando agresivamente las estructuras de apoyo de las FARC en Venezuela y en toda la región”, prometió.

La designación por parte de esta oficina del Departamento del Tesoro como “narcotraficante especialmente designado” implica que se prohíbe a ciudadanos o empresas estadounidenses realizar cualquier tipo de transacción con los afectados, a los que además se les congela cualquier activo que puedan tener bajo jurisdicción estadounidense.

El gobierno venezolano eleva nota de protesta a Estados Unidos    

En la página web de la Cancillería puede leerse que Venezuela “rechaza y eleva su protesta a la dirigencia de la Casa Blanca por la inclusión, por parte del Departamento del Tesoro, de ciudadanos venezolanos en la lista de Denominaciones Especiales”.

A propósito, la encargada de Negocios de la embajada de Freddy BernalEstados Unidos en Caracas, Kelly Keiderling, fue citada a la cancillería venezolana, en donde se reunió con el vicecanciller venezolano para Asia y Medio Oriente, Temir Porras.

 

Deje un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*